Ejercicios despues del parto, lo que debes saber

Actualmente son muchas las mujeres que cuidan mucho su fisico y para ellas es sumamente importante saber cuando comenzar a hacer ejercicios después del parto.

Cuando una mujer embarazada tiene a su bebé por medio de una cirugía como la cesárea se debe tener una serie de cuidados que ameritan total atención y mucho más cuando el deseo es volver a tener el peso corporal de antes. Es por eso que se recomienda en medida cautelosa iniciar con una serie de ejercicios que permitan encontrar la talla y figura que se tenía antes del embarazo.

Cuando puedes comenzar a hacer ejercicios después del parto

ejercicios después del parto

Antes de comenzar a hacer ejercicios después del parto, lo importante también es conservar la tranquilidad y la paciencia, porque al menos durante un mes, no puede la madre cargar algún peso de más o levantar objetos que superen su fuerza.

Después de ese tiempo puede dar inicio a caminatas sin afanes y de paso lento y cortas, luego podrá tomar algunos ejercicios aeróbicos con un poco más de intensidad, para pasar luego a una serie de actividades como la natación, el ciclismo, el footing, etc, progresivamente con esta serie de ejercicios se puede  comenzar a equilibrar el estado corporal.

El trabajo abdominal sugiere un diagnóstico médico y sobre todo es la persona idónea para definir cuándo dar inicio a otro tipo de ejercicios que involucre más tiempo y fuerza en las rutinas de ejercicios.

Es en definitiva la paciencia la que cobra vida para llenarte de impulso cuando se dé inicio a los ejercicios que van a fortalecer los músculos del piso pélvico, recuerda que para estos los mejores son los ejercicios Kegel, ideales para fortalecer los músculos.

Este tipo de ejercicios fueron creados en la década de los años cuarenta, por el médico ginecólogo Arnold Kegel, cuyo objetivo principal era buscar, prevenir y solucionar la incontinencia urinaria en la mujeres tras el parto ya que por medio de estos ejercicios se busca ante todo fortalecer los músculos del suelo pélvico.

Factores a considerar antes de comenzar a hacer ejercicios después del parto

De otro lado, existe el interrogante sobre el tiempo de recuperación de la figura corporal después de haber estado en la cirugía de la cesárea; la verdad es que no hay un determinado tiempo específico, esto debido que cada mujer tiene un determinado proceso de recuperación al ser única e irrepetible.

ejercicios después del parto

Además, de otros factores, como por ejemplo, si la mujer ha subido vertiginosamente de peso deberá tener una rutina y una dieta especial, recordemos que los músculos se han estirado, han perdido elasticidad y si  además, es el segundo o tercer embarazo va a resultar un poco más complicado que vuelvan a su estado anterior. Lo importante es llenarse de paciencia y paso a paso ir realizando cada ejercicio para lograr tener la figura corporal como antes.

Es de igual manera bueno recordar que durante la lactancia se elimina grasa acumulada durante el embarazo, así que es saludable amamantar porque es otra excelente forma de bajar de peso; además, del nutritivo alimento que recibe el bebé con la leche materna.

La mayoría de las mamás desean con gran motivación volver a utilizar las prendas guardadas en el closet y el reto es regresar a la talla anterior, por eso, al comenzar la rutina es bueno colocar como motivador el jean que utilizaba antes del embarazo para que logre mantener una rutina gradual y mantener la prudencia en el deseo de querer recuperar el peso. Sin embargo, como se ha mencionado antes de tomar la decisión de ir al gimnasio o realizar algún deporte de su predilección es recomendable visitar al médico.

Recordar que los ejercicios donde encuentra una mayor posibilidad de obtener el peso adecuado son aquellos donde se utiliza el mayor número de los músculos grandes como por ejemplo, cuando se monta bicicleta, nadar y caminar a paso largo; estos ejercicios además, permiten evitar el estrés acumulado. Una prenda que puede ser útil es el uso de sostén deportivo ayudan a tener un movimiento corporal más dinámico y amplio.

Inquietudes comunes sobre el hacer ejercicios después del parto

ejercicios después del parto

Algunas de las inquietudes que a veces se formulan las mamás es la posibilidad de afectar la lactancia por el ejercicio, es totalmente falso ese argumento, siempre y cuando se consuma en abundancia agua con el fin de estar hidratada.

Lo esencial es no ir a exceder la intensidad del ejercicio físico, esto debido que si se extralimita se acumula bastante ácido láctico y la leche va a tener un sabor amargo y el bebé de inmediato la rechaza. Por eso la importancia de vaciar los senos después de la actividad de ejercicios o dar antes la leche al bebé va a permitir asegurar de no agriar la leche.

Es indudable como el período del posparto llega con mucha ansiedad, estrés y sensibilidad, y hay que sumar el nuevo aprendizaje de ser mamá e igualmente el deseo por recuperar la figura corporal con el peso anhelado sabiendo que esto no se consigue de un día a otro.

No hay que desistir y ante todo que la madre se llene de mucha perseverancia, dedicación; recurriendo todos los día a realizar los ejercicios adecuados, tomando la disciplina y  la rutina de la actividad física como una buena actividad para conseguir el objetivo y buscando también nivelar el estrés que ha dejado el proceso del embarazo y del parto.

Se debe asumir que al tomar esta serie de actividades logran ser un mecanismo para liberar la mente de los nuevos retos y porque no, separar así sea por un momento las obligaciones, que a veces pueden resultar ser agobiantes.

Los ejercicios físicos son ante todo una disciplina que va a permitir a la mujer que recién sale de su embarazo lograr equilibrar la ansiedad y el estrés que posiblemente se presentó durante el periodo del embarazo; recordar que cualquier inicio en una actividad física por muy sencilla que sea se debe consultar primero al médico y tener una guía de cuál es el acondicionamiento que usted requiere.

El ejercicio físico y la lactancia

El ejercicio físico y la lactancia

Las mamás después del parto quieren recuperar su estado físico, realizando algún tipo de ejercicio; sin embargo, algunas de ellas temen que pueda influir en su salud y en la lactancia del bebé.

Entre las ventajas de realizar una actividad física presenta grandes ventajas para la salud de la mujer tras el parto, la actividad física evita la flacidez, mantiene la fuerza de los músculos, contribuye a la conservación de la masa ósea y mejora enormemente la circulación. Además de sentirse bien consigo misma, relaja y mejora la calidad de vida.

Es básico que al desear iniciar algún tipo de rutina de ejercicios se asesoren de un profesional que pueda indicar cuáles son los ejercicios ideales o apropiados para una mujer lactante.

Lo más conveniente es realizar un programa de gimnasia aeróbica moderada, es decir, ejercicios en los que la masa muscular como glúteos, piernas, parte baja de la espalda sean los que más participen. Estos ejercicios pueden ser durante 30-40 minutos con una intensidad moderada. Los mejores ejercicios son del tipo aeróbic, andar a paso ligero y natación.

Ahora bien, la pregunta es sobre los efectos en la leche materna, varios estudios han manifestado que el ejercicio aeróbico moderado no va a causar efectos negativos sobre la leche, que la alimentación única del bebé durante los primeros meses de vida.

Sin embargo, hay que tener presente que sí se realiza un ejercicio intenso, los resultados son diferentes. Debido que tras una actividad física intensa, los niveles de ácido láctico van aumentar en la leche materna.

Hay que recordar que el ácido láctico es una sustancia que se secreta a la sangre al ejercitar los músculos y que pasa a la leche, y esto va a provocar que si los niveles de ácido láctico son altos, la leche adquiere un sabor amargo por lo tanto es rechazado por los bebés.

Ahora bien, en algunas mujeres, estos niveles de ácido láctico permanecen en la leche durante 90 minutos después de haber terminado el ejercicio, por lo que las madres que deseen amamantar tendrán que hacerlo antes de iniciar una rutina de ejercicio, o al menos una hora y media después de que haya finalizado el ejercicio.

El hecho de amamantar requiere un gasto de energía y sí se suma o incrementa con el ejercicio tendrá que tener muy básico una alimentación adecuada de acuerdo a las necesidades tanto energéticas como nutricionales para que el bebé no tenga ningún tipo de deficiencia.

Otra de las preguntas frecuentes es sí al hacer alguna actividad física puede incidir negativamente en la calidad de la leche materna y, por lo tanto, influirá en el crecimiento del niño? Está sin duda es una pregunta de una mamá precavida y que desea  recuperar el estado físico luego del parto y por su proceso de lactancia.

Pero, de acuerdo a un informe publicado en Journal of Human Lactation, son inquietudes infundadas y que están basadas en estudios sobre ejercitación de máxima intensidad y de corto plazo. Todo lo contrario son los estudios que demostraron que el ejercicio aeróbico moderado luego del parto seguro, saludable y totalmente compatible con el proceso de la lactancia.

Son más los efectos positivos del ejercicio sobre la mujer lactante, sin embargo, faltan algunos detalles de estudio sobre los efectos, es esencial que las mujeres que deseen hacer gimnasia durante el período post-parto estén correctamente asesoradas por un profesional.

Un estudio es sobre la incidencia del ejercicio en la calidad de la leche materna, existe una publicación en el New England Journal of Medicine, los cuales concluyen que un programa de gimnasia aeróbica moderada, asesorada no va a tener efectos negativos ni sobre la leche ni sobre el crecimiento normal del bebé.

El estudio hizo una evaluación sobre dos grupos de mujeres, las primeras estaban entre la sexta y el segundo grupo en la octava semana post-parto, las primeras realizaron ejercicios de intensidad moderada durante 5 días a la semana, en un tiempo de 45 minutos; mientras, el segundo grupo realizó ejercicios como máximo, una sola vez a la semana.

Las investigaciones demostraron que tanto el crecimiento del niño y la energía ingerida a través de los dos grupos de mujeres son similares tanto en el aumento de peso como las modificaciones en la ingesta de energía. Siendo así, no hay resultados con consecuencias negativas sobre el ejercicio moderado tanto en la lactancia como en el crecimiento del niño.

Todo lo contrario son los estudios presentados de corto plazo que dan en cambio una cierta duda al cuestionar la seguridad y la compatibilidad de la práctica de ejercicio durante la lactancia. Una de estas investigaciones concluye sobre la calidad de la leche de las madres luego de la práctica del ejercicio es inferior a la calidad antes de hacer ejercicio. Pero esto no ha sido avalado y comprobado de manera categórica.

7 Ejercicios faciles para bajar de peso sin salir de casa

7 Ejercicios faciles para bajar de peso sin salir de casa

El problema de muchas madres que quieren perder peso, es que salir de casa les resulta muy complicado, hay que cuidar del bebé, y encargarse de un montón de quehaceres en casa que no dejan tiempo para nada. Por otra parte a veces no se cuenta con el dinero suficiente para ir a un gimnasio, no hay alguno cerca o simplemente no te anima la idea; pues tranquila, todo eso tiene solución, y es hacer ejercicios en casa, y sin presiones de tiempo, tú decides tu horario, solo gastarás unos veinte minutos o media hora diaria, así que manos a la obra:

Subir y bajar escaleras

¿Puedes creerlo? Algo tan sencillo como transitar por las escaleras ayudará a que te veas mejor. Ahora verás las escaleras de una forma diferente. Con este ejercicio aeróbico podemos tonificar piernas y quemar calorías si lo hacemos con constancia.

Bailar

Este divertido ejercicio puedes realizarlo sacudiendo tu cuerpo al ritmo de la música, haciendo movimientos variados que involucren todas las partes de tu cuerpo, procura que sean movimientos fluidos y no exagerados, no hagas ninguna pirueta que te pueda lastimar. Puedes hacerlo tu sola o practicar con una pareja, lo que lo haría aún mejor.

Abdominales

Son la forma más efectiva de tonificar el vientre, ayudando a eliminar la flacidez y haciendo lo lucir hermoso. No importa si el primer día solo haces cinco o seis, solo sé constante y ve aumentando la intensidad. Con el tiempo notarás resultados satisfactorios.

Levantar pesas

Si no tienes unas pesas en casa o no las puedes comprar, puedes llenar algún recipiente y empezar a practicar.

Muévete y estírate

Procura no pasar más de una hora en una misma posición. Estira tus brazos y piernas. Si tienes una bicicleta estática puedes utilizarla, o puedes inventar algún juego con tu bebé que involucre movimiento.

Haz sentadillas

Las sentadillas tienen fama de ser difíciles, pero no tengas miedo de intentarlo, pues este ejercicio es muy bueno para fortalecer y tonificar pantorrillas y glúteos, ¿te parece poco?

Saltar la cuerda

Saltar la cuerda es un ejercicio cardiovascular muy sencillo de realizar, además conseguir una cuerda es muy fácil. Puedes hacerlo sola o en compañía. Trata de saltar 20 minutos al día, al principio puede que te parezca difícil, en este caso no te estreses, simplemente trata de ir aumentando el tiempo cada día hasta que llegues a la meta de los 20 minutos. Esta es una actividad realmente efectiva para quemar calorías, puedes quemar hasta 200 calorías en media hora según tu peso.

Así que ya sabes, no hay excusas para no hacer ejercicios y mejorar tu figura ahora que sabes lo fácil que puede ser. Ejercitarse en casa es la opción perfecta para ti, ya que podrás estar al pendiente de tus asuntos mientras te deshaces de esas libras de más. ¡Anímate a probarlo y coméntanos como te va!

Enlaces externos sobre ejercicios después del parto

Acerca Grupo Editor

Somos un colectivo de padres y madres que compartimos temas de maternidad, concepción, embarazo, parto, lactancia y crianza de niños en general.

Te recomendamos

Regresar al trabajo después del embarazo

Regresar al trabajo después del embarazo y separarte de tu bebé que aún es tan …